¿Qué alimentos son los adecuados para la fibromialgia?

¿Qué alimentos son los adecuados para la fibromialgia?

 

Hay estadísticas (octubre de 2018) que calculan que un 2% de la población está aquejada de fibromialgia. De ese porcentaje más de un 90% son mujeres y de esa cantidad abrumadora más del 95% sufre o ha sufrido cuadros de estrés elevados. Estoy hablando de dolor psíquico agudo, duelos no resueltos, sobrecarga de trabajo, situaciones de soledad anímica (aunque se esté acompañada). Para superar esta enfermedad se hace imprescindible, por tanto, un adecuado manejo de la asertividad. Esto es, hay que empezar a decir no a diestro y siniestro. Pero también hay alimentos para la  fibromialgia a tener en cuenta. ¿Cómo? Os voy a poner a dieta. ¡Claro que no! Nos vamos a cuidar que es lo que necesitamos para encarar esta enfermedad.

 

El cortisol como causa de la fibromialgia

¿Por qué hay que cuidar la alimentación para la fibromialgia? Te lo explico resumidamente. Aunque no se conocen las causas de esta enfermedad, ya hay bastantes investigaciones que apuntan a un desbarajuste en el cortisol como desencadenante del cuadro. En ZRSalud hemos hecho un caballo de batalla contra la fibromialgia y te he dejado cómo funciona esta hormona en este link. Muy resumidamente, el cortisol se eleva y se descompensa en personas predispuestas a ello y bajo ciertas circunstancias. Esas circunstancias son, en esencia, largas temporadas de trabajo excesivo, innumerables responsabilidades, manejo de problemas en soledad, cuidado de personas enfermas…

Cuando esto sucede el cortisol se eleva  (igual que cuando hacemos deportes muy intensos). El problema llega cuando no se para. Esto es, cuando no damos respiro al cuerpo. En ese momento (aún no se sabe exactamente qué es) algo sucede en nuestro interior que sigue generando cortisol a destiempo. El cuadro que produce es idéntico a todos los síntomas de las fibromialgia. Como nos debíamos del tema, te he dejado aquí más información sobre el cortisol y sus efectos en el organismo. Continuamos con los alimentos para la fibromialgia que te van a ayudar a superar la enfermedad.

 

El cortisol se alimenta de grasa

Seguimos rápidamente que el artículo va a quedar muy largo. El cortisol, para abreviar, se alimenta de grasa. Esto es, se va generando esta hormona en exceso si tenemos una reserva alrededor del abdomen. Por eso, hay que cortar esta espiral cuanto antes para poder sobreponerse a la enfermedad. En nuestro curso para superar la fibromialgia, hemos propuesto cuatro pilares básicos. Uno de ellos es el deporte moderado el cual ayuda a controlar este exceso de cortisol. Recordemos que se dispara cuando el ejercicio físico es intenso pero estamos hablando de maratones o del entrenamiento de Rafa Nadal, por poner un caso.

Paralelamente al ejercicio físico moderado debemos llevar una dieta adecuada. Ni que decir tiene que no podemos olvidarnos de las proteínas necesarias para la vida. A la par hay que limitar hidratos de carbono y grasas. Los alimentos para la fibromialgia son muy parecidos a los que te vas a encontrar en una dieta para adelgazar sensata.

 

¿Qué alimentos para la fibromialgia son los adecuados?

Seguramente habrás encontrado en infinidad de páginas web propuestas que son auténticas chorradas (perdón por la palabra) cuando no mal intencionadas. Desde ya te digo que no existen los alimentos milagros. Ni la dietética ni la ciencia ha demostrado algo tal. Lo que sí ha probado, y en repetidas ocasiones, son las bondades de ciertos menús. No hablo únicamente de la alabada dieta mediterránea (que es hasta Patrimonio de la Humanidad). También son saludables la alimentación japonesa o las recetas tradicionales de Chile por poner dos ejemplos que hay muchas más. Entonces, ¿Qué te recomiendo? ¿Hay un tratamiento para la fibromialgia específico con alimentos? Anota:

1.- Limita los hidratos de carbono al mínimo. Reduce harinas (sobre todo las refinadas), bollerías (una bomba para la salud sea cual sea tu estado), pastas…

2.- Los azúcares, aunque te den un subidón de ánimo al momento, crean un efecto yoyó muy peligroso que potencia el estrés. Aquí se trata de mantener a raya el cortisol. Por tanto, si hay un alimento para la fibromialgia que debes evitar éste es el azúcar. Desgraciadamente está presente en innumerable formulaciones. Y no solo helados, dulces o repostería, también en embutidos (sí así es) o en platos preparados.

3.- Come frutas y verduras a diario y con frecuencia. Si te entra la ansiedad y necesitas picotear, lo mejor es recurrir a frutas y verduras.

4.- No hay evidencias científicas que relacionen la fibromialgia con las alergias. Eso sí, ya son innumerables las voces que aconsejan limitar la leche en los adultos. Haz tú lo mismo.

5.- Reduce al mínimo cafeína de todo tipo (en bebidas de cola o en café). No generes más estrés en el organismo.

6.- Bebe agua mineral. Intenta que sea, al menos, dos litros al día.

7.- Reduce la cantidad calórica de lo que comes. Esto es válido si tienes unos cuantos kilos de más. Si estás con tu peso ideal, sigue con la dieta como hasta ahora.

8.- Incorpora legumbres y productos ricos en fibra. Son alimentos para la fibromialgia tremendamente beneficiosos.

9.- Cocina con grasas vegetales en lugar de animales. Si es posible, pásate al aceite de oliva.

10.- Asegúrate que tomas las cantidades necesarias de yodo, presente en vegetales de hoja oscura, algas y pescado.

Insisto: no hay productos milagros. Cada cierto tiempo sale como novedad algún alimento que parece la panacea para todo. Desgraciadamente, nuestro organismo no funciona así. Paralelamente, una dieta equilibrada, saludable, sensata y variada nos aleja de múltiples enfermedades. Entre ellas se encuentran la fibromialgia pero también el cáncer o las infecciones estacionales.

Por último, te recuerdo que nuestro curso para superar la fibromialgia tiene en la alimentación un pilar básico. Es importante cuidarse y no caer en una fibromialgia severa que es tremendamente invalidante.

¿Hablamos?

Por Candela Vizcaíno

 

Deja un comentario